Alfa Romeo Spider y GTV: 30 años de elegancia sobre ruedas

Escrito por Kevin Kupferberg

Hace tres décadas, Alfa Romeo enfrentó el desafío de reemplazar dos íconos en el mundo de los automóviles: el Alfetta GTV y el Spider. Estos representaban la élite de los coupés y descapotables deportivos de alta gama, y su sucesor, estratégicamente diseñado por la casa italiana, dio vida a dos leyendas: el Spider, presentado en 1993, y el GTV (Gran Turismo Veloce), lanzado al año siguiente.

Estos dos vehículos han dejado una huella imborrable gracias a su estilo distintivo, sus impresionantes prestaciones y la inigualable experiencia de conducción que ofrecían. Hoy en día recobran cada vez más éxito, y así se evidencia a partir de las ventas y nivel de aceptación de los usuarios

El diseño, una de las claves para el Alfa Romeo Spider y GTV

El genio creativo de Enrico Fumia, responsable del clásico Alfa Romeo 164, se reflejó en el diseño vanguardista de los Spider y GTV. Apostando por la aerodinámica y la espectacularidad, ambos modelos exhibían una silueta afilada y elegante. Elementos modernos, como los faros delanteros llamativos y la capota eléctrica del Spider, se combinaban armoniosamente con rasgos clásicos, como la configuración 2+2 del GTV o las dos plazas en el cabrio.

Leer más:
El Grand Prix cumple 110 años: Su rica historia y cómo marcó un antes y un después

Asimismo, las llantas de aleación ligera, ahora comunes, también hicieron su primera aparición. Y el interior, obra de Walter de Silva, destacaba por su ergonomía, con mandos intuitivos y accesibles. ¡Sigue leyendo para conocer más detalles de una creación única e inigualable!

Un comportamiento impecable en la carretera

A nivel de conducción, tanto el Alfa Romeo GTV como el Spider han dejado una marca imborrable en la memoria de los alfistas y los amantes del motor.

  • Su agilidad en las curvas, estabilidad a altas velocidades en autopista y precisión milimétrica en el manejo son características que los han elevado a la categoría de leyendas
  • La dirección precisa, respaldada por un sistema de frenado potente, fiable y resistente, contribuyó a su impecable comportamiento en carretera
  • Bajo el capó, albergaban el potente motor 3.2 V6 de 240cv
  • Aceleraban de 0 a 100Km/h en 6,3 s y alcanzaban una velocidad máxima de 255km/h
  • Más adelante, se sumó a la gama una mecánica 1.8 16 V de 144cv

Con diseño a cargo de Pininfarina y una estética espectacular, los Alfa Romeo GTV y Spider conquistaron la imaginación de los amantes de la marca italiana. Así, dejaron un legado inolvidable en cuanto a estilo, comportamiento deportivo y sensaciones al volante, entre otras.

Leer más:
Un modelo de Alfa Romeo lleva a la marca al top 10 de las premium: Cuál y por qué

Un legado perdurable

Durante su periodo de comercialización entre 1993 y 2006, el GTV y el Spider consolidaron la presencia de la mítica compañía en dos segmentos exclusivos: descapotables y coupés de alta gama. El Alfa Romeo Spider se ha convertido en un objeto codiciado por coleccionistas, manteniendo su visión de cabrio deportivo de dos plazas con la practicidad añadida de una capota de accionamiento eléctrico.

Por último, la impronta de estos modelos en la historia automotriz es innegable, además de reflejar de qué se tratan y por qué se muestran únicos. Cabe recordar, en este sentido, que la elegancia y la deportividad pueden converger en un solo vehículo, creando un legado eterno.