Dodge presentó un nuevo deportivo que hace temer a Ford y Chevrolet

Escrito por Kevin Kupferberg

Los Muscle Car son reconocidos por sus potentes motores montados sobre los clásicos coches americanos. Sin embargo, es un momento particular, ya que el Chevrolet Camaro se despidió recientemente y sólo el Ford Mustang mantiene la esencia de los coupés con un V8 bajo el capó. Por esto, Dodge aprovechó para lanzar el nuevo Charger, un modelo con reminiscencias del mítico modelo de la segunda mitad de los años 60′.

El Charger Daytona se ha convertido en uno de los primeros modelos considerados como muscle car que ha introducido las mecánicas eléctricas. Esta unidad conserva la misma filosofía de potencia bruta esperable en un vehículo de esta índole, pero con un sistema de propulsión eléctrico.

La plataforma del nuevo Dodge Charger permite las variantes coupé o sedán

Este nuevo modelo de Dodge está desarrollado sobre la nueva plataforma STLA Large de Stellantis, la cual, además de permitir su motorización eléctrica, llega con una variante a combustión. A esto se suma la posibilidad de elegir entre un clásico Muscle Car coupé y la variante de cuatro puertas. 

Leer más:
Se viene el segundo auto superdeportivo de Alfa Romeo: ¡mira lo más destacado!

Cabe destacar que este tipo de automóviles tiene como principal objetivo cubrir en menor tiempo el cuarto de milla, distancia en la que la tecnología eléctrica resulta ser más eficiente. Y el nuevo vehículo de la compañía americana lo podrá hacer.

El potente motor del nuevo Muscle Car de Dodge

A la hora de hablar de la motorización se conocieron las dos versiones eléctricas de la coupé. La R/T produce 503 CV y 548 Nm de torque, que le permiten acelerar de 0 a 100 km/h en 4,7 segundos. A su vez, llega la edición Scat Pack con 680 CV y 850 Nm que reduce su aceleración para llegar a los 100 km/h en 3,3.

Por otra parte, gracias a su nueva batería de 100,5 kWh de níquel-cobalto-aluminio se logra una autonomía de 510 km en el modelo inicial. Además, las unidades podrán pasar del 20 al 80% en solo media hora gracias a su cargador de 11 Kw.

Cabe recordar que esta nueva generación del Dodge Charger también contará con motores de gasolina para que el cambio de generación no sea tan radical para quienes estén demasiado aferrados a los motores a combustible. De todos modos, aún no se especificó si será, o no, un V8.

Leer más:
BMW M2: se presentó la nueva coupé fabricada ¡en México!

El interior del Charger y sus modos de manejo

El interior del nuevo Dodge Charger es totalmente inédito y, como era de esperar, está dominado por dos pantallas. La consola central está inclinada hacia el piloto con la pantalla táctil de infoentretenimiento de 12,3 pulgadas. El cuadro de instrumentos digital de 10,25 pulgadas es de serie, mientras que hay también uno de 16 que proporciona toda la información en alta resolución. 

Al mismo tiempo, Dodge incluye en el modelo los modos de conducción Auto, Eco y Sport, e incorpora dos más, para sacar el mejor rendimiento del coche en superficies lisas y secas y para pruebas de aceleración en las que no debes tomar ninguna curva. De esta manera, se logra el máximo potencial u obtener el mejor rendimiento posible.