Lo mejor del Lamborghini Veneno, el auto por los 50 años

Escrito por Paulo Di Renzo

En el marco del 50° aniversario, la conmemoración tuvo lugar con el lanzamiento de un modelo extraordinario y exclusivo: el Lamborghini Veneno. Presentado en el prestigioso Salón de Ginebra, llama la atención con su singularidad y sofisticación. Sin duda, estamos hablando de un automóvil que redefine los límites de la velocidad y la elegancia.

La exclusividad del Lamborghini Veneno se encuentra en su producción limitada, ya que hubo menos de 10 unidades. Sí, así como lo lees… La exhibida fue la número 0, lo que la convirtió en un tesoro aún más preciado. Continúa leyendo para conocer sus características más impresionantes y por qué parece nuevo más allá de contar ya con 10 años.

Todo lo que debes saber sobre el Lamborghini Veneno

Este superdeportivo desarrolla una increíble potencia de 750cv, lo que le permite acelerar de 0 a 100 km/h en tan solo 2,8 segundos. Su velocidad máxima alcanza los impresionantes 355 km/h. Dichas cifras colocan al Veneno en la cima de la ingeniería automotriz, brindando una experiencia de conducción inigualable para aquellos afortunados que puedan disfrutarlo.

  • El motor es un V12 de 6.5lts
  • Se combina con una caja de cambios secuencial de 7 velocidades con cinco modos de funcionamiento 
  • La tracción es total (es decir, a las 4 ruedas)
  • Combina un propulsor potente con un sistema de tracción excepcional que garantiza un rendimiento impecable en cualquier situación
  • El chasis está construido con un monocasco de fibra de carbono, mientras que los subchasis delantero y trasero son de aluminio. 
  • Sus diferentes detalles rinden homenaje de algún modo a la esencia de los autos de carreras con sus múltiples alerones
  • Viene con llantas delanteras de 20 pulgadas y traseras de 21
Leer más:
La más grande en potencia: ¡Así será la futura Nissan Frontier deportiva!

¿Por qué el Veneno es similar al Aventador?

Con un peso de 1.450 kilogramos, el Lamborghini Veneno es 125 kilogramos más liviano que su contraparte, el Lamborghini Aventador, con el que comparte muchos elementos e inspiración. Es decir, mantiene la esencia y hasta se inspira en este último, pero, a su vez, exhibe ciertas mejoras en materia de diseño y prestaciones.

Concretamente, la mencionada reducción de peso contribuye a una mayor agilidad y una mejor relación peso-potencia, lo que optimiza aún más el rendimiento general del automóvil. De esta manera, si el anterior ya era increíble, este implica un anhelo mayor.