¿Por qué sale humo del auto?

Escrito por Paulo Di Renzo

El humo del auto, más precisamente del tubo de escape, suele suceder con menor frecuencia debido al aumento en la eficiencia de los propulsores. También a otros cambios que hacen que estos duren más tiempo y hasta puedan recibir mayor exigencia. Sin embargo, el humo del auto se sigue viendo en muchos casos.

A continuación, te mostramos qué implica concretamente, por qué sucede y cuándo es perjudicial, considerando que a veces sale un vapor de agua que no daña al medioambiente.

Las 4 razones principales por las que sale humo del auto

El humo del auto o cuando el vehículo humea no circunscribe únicamente en la intensidad o cantidad que emana. Uno de los aspectos clave y que el mecánico te preguntará inicialmente es el color del mismo, ya que puede ser negro, azulado o más claro. No obstante, las 4 razones principales por las que esto ocurre son las siguientes:

1. Condensación

Se explica concretamente a partir del mencionado vapor de agua, el cual está representado por un humo blanco, ligero y poco espeso. Aunque en los motores más modernos ya no sucede, no debes preocuparte si ves que, al momento de encender el motor, sale este humo por el tubo de escape.

Leer más:
Conoce el CUPRA Ateca Tribe Edition, el SUV deportivo y ¿más exclusivo?

Se trata más bien de un fenómeno que se percibe mucho más en invierno que en verano como consecuencia de las temperaturas bajas. Una parte de ese vapor de agua que se forma en el proceso de combustión toma contacto con el aire exterior, se condensa y, en consecuencia, se convierte en el humo blanco que se expulsa.

2. Quema de líquido refrigerante

El humo es aún más blanco que el del vapor de agua, más espeso y -claro está- tóxico. Si está saliendo con el motor incluso caliente y con la temperatura correcta, entonces debes llevarlo a revisar, porque hay un problema grave.

¿Qué significa concretamente ese humo blanco? Por lo general, una fuga en el circuito de refrigeración, el cual es imprescindible para el buen funcionamiento del motor. Un pequeño porcentaje del líquido refrigerante se encuentra dentro de la cámara de combustión (es decir, se filtra allí) y se quema junto con la nafta o gasoil.

Leer más:
Mopar presentó 3 novedosos concept en el SEMA 2022

Es una situación grave y que requiere de rápida solución por al menos dos motivos:

  • Al perderse líquido refrigerante, el nivel de este último se termina volviendo insuficiente para mantener el motor en la temperatura ideal
  • Sale humo del auto (mucho más de lo habitual) y, por ende, contamina más el medioambiente durante su andar

3. Presencia de líquido lubricante en el cilindro

Tiene lugar cuando pequeñas proporciones de aceite se filtran dentro de la cámara de combustión y se queman junto con el combustible. Esto produce una mayor contaminación que se manifiesta mediante un humo del auto de color azul que sale por el escape.

Este inconveniente suele resolverse con un cambio de aros en el pistón. De todos modos, en un auto antiguo, a carburador y que ya posee más de 100 mil kilómetros es un hecho que habrá que efectuar otras reparaciones.

4. Desgaste en general

Consta de la conclusión o diagnóstico final cuando el humo del auto supera notablemente los niveles considerados normales y el problema no radica en una única cuestión. Así, las razones pueden ser las siguientes:

  • Aros y pistones que han perdido efectividad como consecuencia del transcurso del tiempo y el desgaste
  • Bujías en mal estado
  • Motor antiguo y con sistemas que incumplen las exigencias actuales
  • Filtraciones en la propia cámara de combustión
Leer más:
Las 5 mejores marcas de baterías para autos

Recuerda que –por defecto- los sistemas de inyección electrónica multipunto actuales contaminan mucho menos que los monopunto y que el carburador.

En síntesis, si sale humo del auto puede haber tanto uno como dos o más motivos que lo expliquen. A excepción del vapor de agua, requieren de rápida revisión y solución para el cuidado del medioambiente y la duración del propio vehículo.