¿Qué es el impuesto moto en Colombia y cómo se aplica?

Escrito por Paulo Di Renzo

Las motocicletas se han convertido en uno de los medios de transporte más populares en Colombia debido a su versatilidad y economía. Sin embargo, existe lo que se conoce como impuesto moto, lo cual refiere a algo a lo que ningún vehículo está ajeno tanto en el país como a nivel mundial.

 Se trata de costos específicos por diferentes razones y en determinados momentos. Desde la adquisición hasta que cumple un cierto lapso de tiempo o al efectuar un trámite. Te mostramos qué es el impuesto moto en Colombia, cuándo se aplica, cuáles son los más habituales y todo lo que debes saber.

¿Qué es el impuesto moto en Colombia?

El impuesto moto consta de un tributo establecido por el gobierno colombiano para contribuir al financiamiento de los servicios y obras públicas. Es independiente al de la renta y se aplica a la propiedad de las motocicletas registradas en territorio nacional. 

Leer más:
¿Cómo obtener un permiso internacional de conducir en Estados Unidos siendo extranjero?

Cabe destacar que el objetivo principal de este gravamen es generar recursos para el mantenimiento de vías y la mejora de la infraestructura vial. En un contexto en el que este tipo de vehículo ostenta un crecimiento notable y un alto nivel de aceptación, la idea es promoverlo cada vez más.

¿Cuándo se aplica el impuesto a las motocicletas?

El impuesto moto se suele aplicar de manera anual y su pago es obligatorio para todos los propietarios de motocicletas registradas en Colombia. La fecha límite para el mismo varía -por lo general- según el último dígito de la placa y se establece en el calendario tributario publicado por la autoridad fiscal correspondiente.

Impuestos más frecuentes asociados a las motocicletas en Colombia

Al leer esto último, es un hecho que pensarás “hay decenas de impuestos y para todo tipo de vehículos”. Por un lado, es cierto, sí. Sin embargo, hay otros muy conocidos por lo que representan y por corresponder a la gran mayoría de motocicletas, cualquiera sea su modelo. En este contexto, los cuatro más conocidos de este último grupo son los siguientes:

Leer más:
Yamaha Ténéré 700 Extreme y Explore, incluyen más equipación y son más aventureras

Impuesto de circulación

Denominado también impuesto de tránsito, se basa en el cilindraje de la motocicleta y varía según la capacidad del motor. Generalmente, cuanto más grande es el cilindraje, mayor resulta el impuesto a pagar. De esta manera, una motocicleta de 125cc y cuyo precio se ubica entre las más económicas es más barata que una deportiva.

Seguro obligatorio de accidentes de tránsito (SOAT)

En Colombia, todos los vehículos, incluidas las motocicletas, deben tener un SOAT válido para circular legalmente. Este consta de un seguro obligatorio que cubre los gastos médicos y de indemnización en caso de accidentes de tránsito. Asimismo, el precio del mismo puede variar, por lo que debes consultarlo y tenerlo claro antes de adquirir la moto.

Impuesto nacional al consumo (INC)

Se aplica a la venta de motocicletas y otros vehículos en el país. El porcentaje de INC cambia según el valor y la categoría del vehículo. El INC, un impuesto moto muy conocido, se incluye en el precio de venta y debe ser pagado por el comprador al adquirir un vehículo ya sea nuevo o usado.

Leer más:
Pico y placa Motos en Medellín: ¡todo lo que debes saber!

Impuesto sobre vehículos automotores (IVA)

Es indirecto, ya que no se aplica como consecuencia de adquirir o utilizar una moto en concreto, sino que cuenta con vigencia para diversos bienes y servicios, incluyendo la compra de motocicletas nuevas. El porcentaje del IVA también y es importante tenerlo en cuenta al adquirir una moto.

Es importante destacar que ningún impuesto moto de los mencionados anteriormente son algunos de los más habituales. De hecho, existen otros considerados extras o especiales a partir de la jurisdicción u otras cuestiones. Cabe aclarar que ninguno resulta imposible de abonar, sobre todo si aprovechas tu moto y la utilizas cada día.