Harley e Indian, en alerta: una marca china busca liderar el segmento custom

Escrito por Kevin Kupferberg

En el competitivo mundo de las motocicletas custom, la llegada de la SWM Stormbreaker V1200 ha generado un revuelo considerable al poner en alerta a gigantes como Harley-Davidson e Indian. Esta nueva propuesta de la marca italiana SWM, que en realidad es propiedad de la gigante china Shineray, ha captado la atención al presentarse como una alternativa que evoca a la icónica Harley-Davidson Sportster 1200.

No es desconocido que los fabricantes chinos se han destacado por su destreza para inspirarse en diseños de marcas consolidadas en la industria. Este fenómeno, lejos de ser una novedad, es parte de una larga historia en la evolución de la industria de las motocicletas.

Inicialmente, fueron los fabricantes japoneses quienes imitaron a la industria europea, especialmente a la británica. Posteriormente, Taiwan se sumó al fenómeno al basar sus modelos en diseños y en colaboraciones con marcas niponas. Y en la actualidad, las compañías chinas buscan consolidarse en el mercado al replicar ideas y conceptos de marcas reconocidas. Un claro ejemplo de esta tendencia actual es la SWM Stormbreaker V1200.

Leer más:
Moto Morini X-Cape 1200 ¿Estamos cerca del lanzamiento de la moto rival de Honda Africa Twin?

El evidente parecido de la SWM Stormbreaker V1200 con la Harley-Davidson Sportster 1200

Aunque la SWM Stormbreaker V1200 se presenta como una creación de la sede italiana de la marca, es innegable su semejanza, tanto en diseño como en motor, con la desaparecida Harley-Davidson Sportster 1200. A pesar de que la Sportster 1200 ya no forma parte del catálogo de Harley, la Stormbreaker pretende llenar ese vacío para aquellos que buscan revivir la experiencia de una moto clásica y potente.

El corazón mecánico de la SWM Stormbreaker V1200 es un potente propulsor V-twin refrigerado por aire, con inyección de combustible, que genera 61 CV de potencia y un par de 90 Nm. Cumple con los exigentes estándares Euro5 más recientes y alcanza una velocidad máxima de 165 km/h. Su estructura se apoya en un clásico bastidor de acero tubular, y cuenta con llantas de 16 pulgadas. En términos de peso, dimensiones y estilo, la Stormbreaker sigue fielmente el legado de la ya desaparecida Sportster 1200.

Leer más:
Un verdadero hito: ¡Mira el récord que batió la Honda Monkey!

La batalla final entre tradición y novedad

La pregunta que muchos entusiastas se hacen es si la SWM Stormbreaker V1200 logrará conquistar las carreteras europeas. Su diseño atractivo y especificaciones técnicas bien equilibradas podrían atraer a más de un apasionado de las dos ruedas. Además, según diversos informes, SWM estableció un precio inicial de 9900 euros para la Stormbreaker, una cifra que sin duda contribuirá a su competitividad en el mercado.

Con esta propuesta atractiva y competitiva, las marcas establecidas como Harley-Davidson e Indian enfrentan la presión de una nueva competencia china que busca liderar el segmento custom y que desafía las fronteras establecidas en el mundo de las motocicletas. El futuro de este enfrentamiento entre tradición y novedad está por escribirse en el asfalto de las carreteras europeas.