¿Cuándo deja de producirse el Volkswagen Polo y por qué?

Escrito por Ariel Di Stefano

El Volkswagen Polo es un modelo icónico y exitoso que ha estado en producción durante más de 40 años. Pese a su último restyling y cambios, está llegando a su fin como consecuencia de al menos tres razones que te detallaremos a continuación. Masificar el nuevo ID 2, uno de los objetivos.

El pequeño hatch/sedan ha sido (y es) uno de los modelos más populares de la marca en todo el mundo. Desde su lanzamiento en 1975, se han vendido más de 18 millones de unidades y ha sido muy popular en Europa y Latinoamérica. Sin embargo, las modificaciones en la industria automotriz han llevado a Volkswagen a tomar la decisión de discontinuar el modelo a partir de 2024 y apostar por la electrificación de su flota.

¿Por qué el Volkswagen Polo dejará de fabricarse y cuándo?

El Volkswagen Polo aún carece de una fecha exacta de fin de producción, pero sería para fines de 2024. Y hay al menos tres razones por las que sucederá, aun incluso si siguiera con el mencionado éxito:

  • Resultará incompatible con la llegada de las nuevas normas antipolución Euro 7 en 2025
  • La masificación y crecimiento de las SUV permitirán apostar aún más por modelos como Nivus, T-Cross y la nueva T-Roc
  • Permitirá dar mayor protagonismo al futuro reemplazante del Polo, el nuevo ID.2, el más pequeño de la familia de los 100% eléctricos
Leer más:
BMW despide a los M3 manuales con una edición muy especial

Características del Volkswagen ID.2 y diferencias con el Polo

El ID.2 forma parte de una amplia gama de vehículos de la compañía alemana (pueden llegar a ser más de 10 en la próxima década) que se distingue por las dos siguientes cualidades: 100% ecológicos (funcionan con motor eléctrico) y futuristas, lo cual ya exhibe cómo y por qué se diferencia tanto del Polo actual.

Cabe destacar que la última cualidad se debe a los diseños de los autos, su tecnología Led y avances en materia de seguridad y confort. También a otra característica que, lejos de pasar inadvertida, llama y mucho la atención para bien: al ocupar el propulsor y sus partes menos lugar, un ID.2 posee más espacio interior que, por ejemplo, un Golf, el cual pertenece a un segmento superior.

¿Será más caro o barato?

Se desconocen los precios exactos, además de que es un hecho que variarán según el país, mercado e impuestos. De todos modos, el ID.2 está diseñado para ser uno de los más accesibles. Según los informes, se espera que tenga un precio inicial de alrededor de 20000 euros y tenga una autonomía de alrededor de 300 kilómetros con una sola carga de batería. 

Leer más:
Toyota Hilux: aumenta su expansión en Latinoamérica

Claro está que los mencionados 20000 euros son aproximados, al mismo tiempo que todo indica que fabricar autos eléctricos sería más económico en el mediano plazo. A su vez, no todo radica en el monto de compra, sino también en la complejidad de mantenimiento y otros factores que influyen en la economía, confort, seguridad y otros aspectos.

En paralelo a la decisión de discontinuar el Polo a partir del año que viene, el ID 2 será un automóvil importante para Volkswagen, ya que la marca espera vender un millón de unidades al año a partir de 2025. A su vez, busca que sea el líder de una transformación.